EDITORIAL HUELLAS ETERNAS PRODUCCIONES
 

Le obsequiamos un fragmento del libro
"Caminando con Jesús"
de Osana Goglián
  
Si es de su agrado puede solicitar el libro electrónico completo a:huellaseternas@hotmail.com

¿QUÉ HACER CON  LOS PROBLEMAS?

Yo me pregunto: ¿Quién no tiene problemas?

Creo que nadie puede decir que está exento de problemas.

Cuando no son propios, son de hijos, nietos, etc.

Pero lamentablemente nadie puede decir: “Nunca en mi vida tuve problemas”, porque eso es imposible.

Lo más difícil es cuando uno está solo para enfrentarlos.

No tener a quién acudir, con quién hablar, a quién consultar, puede ser muy angustiante.

Pero a veces, existen personas que sí tienen mucha gente alrededor y hasta en su misma casa, pero igualmente se sienten solos, porque no reciben la colaboración que necesitan, ya sea por falta de tiempo de sus familiares, o por egoísmo de quienes le rodean.

Pero que diferente es en medio de los problemas que uno enfrenta, saber que puede acudir en todo momento a Dios, sabiendo que Él siempre está dispuesto a ayudarnos.

Eso es, el resultado de haber entablado una amistad con Él, el único amigo fiel que nunca falla.

Personalmente, practico la oración en todo momento, en los días de alegría, en los tiempos de angustia y de dificultades, pero en estos últimos, es donde más tengo la certeza de que Jesús está conmigo.

Porque luego de llevarle mis problemas a Él orando, recibo una paz inigualable, porque puedo entender que dejé sobre él mi problema, por lo tanto, ya no lo llevo yo sobre mis hombros.

Con la confianza puesta en su Palabra, la Biblia, donde me dice: “Por tanto os digo que todo lo que pidieres orando, creed que lo recibiréis y os vendrá” Marcos 11:24: “Y todo lo que pidiereis en oración, creyendo lo recibiréis”. Mateo 21:22

Y Jesús dijo: “Todo lo que pidan al Padre en mi nombre, Él os lo dará”.

¿Cómo puedo dudar? No tengo ninguna razón para temer, porque Dios cumple lo que promete.

Humanamente es lógico sentir un impacto en nuestras emociones, cuando llega una mala noticia, o cuando uno pasa por alguna prueba difícil, pero es imprescindible recordar inmediatamente, que tenemos a quién recurrir, a un Padre amoroso, que cuida a sus hijos, como un padre terrenal lo haría, pero con una gran diferencia, el TODO LO PUEDE, ya que es Todopoderoso.

Yo siempre pienso, si él, todo lo puede y me ama: ¿Por qué motivo no iba a querer ayudarme?

Por eso en él espero confiadamente, y sé firmemente que voy a ver la solución a mis problemas, porque toda mi esperanza, está puesta en Jesús.

 EL DESALIENTO

Cuentan que en una oportunidad, el diablo se retiraba de sus negocios por lo que puso en venta todas sus herramientas.

Colocó en exhibición cada una de ellas, para que llamaran la atención y realmente era un lote siniestro: Odio, celos, envidia, maldad, sensualidad, engaños. Aparte del lote, había un instrumento de aspecto inofensivo, en forma de cuña, muy gastado, cuyo precio, era el más alto de todos.

Alguien le preguntó al diablo como se llamaba ese instrumento, y él le respondió: “Desaliento”. -¿Por qué es tan alto el precio?- le preguntó la persona. A lo que el diablo le contestó: - Ese instrumento me es más útil que todos los demás, porque cuando todas las demás herramientas fallan, puedo con éste entrar en la conciencia del ser humano y una vez adentro, por medio del desaliento, puedo hacer de esa persona lo que se me antoje.

Está muy gastado, porque lo uso con casi todo el mundo porque como muy pocas personas saben que me pertenece, lo puedo usar continuamente para lograr mis propósitos”.

Pero el precio para este instrumento: “Desaliento” es tan alto, que aún sigue siendo propiedad del diablo.

Por medio de esta herramienta, hace que nuestras fuerzas decaigan, nos quita el deseo de seguir viviendo. Vemos solamente el punto negro en la inmensa hoja blanca, en vez de ver una hoja blanca con un pequeño punto negro.

Sentimos como que todo lo negativo que anda dando vueltas por ahí, nos pasa a nosotros.

El desaliento, es el arma más usada por el diablo, tenemos que detectar ese síntoma a tiempo, y entregárselo a Dios, pidiéndole nuevas fuerzas del cielo para continuar.

Dice la Biblia que el diablo, cegó el entendimiento del hombre, para que la luz de Dios no le resplandezca.

Si se siente desalentado, pídale a Dios que ilumine su entendimiento, para poder ver que no todo está perdido. Si usted pone su confianza en Él, lo sacará de ese pozo cenagoso, y lo elevará a las alturas, para que pueda volar como las águilas. Desde allí, verá las cosas desde otra perspectiva, verá sus circunstancias como las ve Él y le mostrará que para el que en Él cree, nada es imposible.

Porque todas las cosas ayudan para bien a los que aman a Dios.

El desaliento desaparecerá, cuando Jesús le haga sentir que usted no está solo, porque Él prometió estar a su lado, todos los días hasta el fin del mundo.

La llave para esa bendición está en sus manos, si usted decide entregarle su vida a Jesús, quien murió para que usted no tenga que sufrir. Se puso en nuestro lugar como dice la Biblia, para que todo aquel que en él crea, no se pierda, más tenga vida eterna.

Recíbalo hoy en su corazón, Simplemente invitándolo a que entre y él lo hará.

LA DEPRESIÓN

La historia de Elías está en la Biblia. Elías fue un hombre que sufrió una profunda depresión luego de una gran victoria, porque se dejó llevar por el miedo, porque una mujer lo amenazó de muerte. Se hundió en como alguien denominó: “El pantano de la depresión”.

La Biblia nos cuenta lo siguiente:

“Viendo, pues el peligro, se levantó y se fue para salvar su vida...

Y se fue por el desierto un día de camino, y vino y se sentó debajo de un enebro y deseando morirse, dijo:

Basta ya. ¡Oh Dios, quítame la vida, pues no soy yo mejor que mis padres! 1 Reyes 19: 3-4”

Elías tocó fondo, verá que dice: “Deseando morirse”, estaba sufriendo una profunda depresión.

También hay en la Biblia otra persona que sufrió depresión y fue Jeremías, En un momento dijo en Jeremías 20: 14:

“Maldito el día que nací”, “Maldito el hombre que dio nuevas a mi padre, diciendo: Hijo varón te ha nacido.”

Dios quiso que quedaran escritas estas cosas en la Biblia, para que no tengamos temor de ser humanos, es decir, no pensemos que no tenemos derecho a sentir ciertas cosas, Dios desea que podamos mostrarnos ante Él, como somos, en nuestra genuina humanidad.

La profunda depresión se manifiesta tanto en lo físico, como en lo emocional o en lo espiritual. La depresión nos paraliza.

Perdemos conciencia de lo que sucede a nuestro alrededor. Sentimos como si nos estuviéramos hundiendo, sin que nada logre detener nuestra caída. Cuando el pantano lo absorbe, no hay de donde aferrarse. Las experiencias exitosas, del pasado, no nos pueden ayudar.

Dios busca a Elías donde está, en medio de su angustia, no impide que viva su dificultad, pero lo sigue y lo acompaña en medio de ese conflicto, no lo abandona.

Dios reconoce las necesidades de Elías:

Un ángel, despierta a Elías y le dice: “Come”. Y luego le deja dormir, pero solo lo necesario, porque lo vuelve a despertar para decirle que coma nuevamente, porque sabe que necesita recuperar fuerzas, pero al mismo tiempo lo deja terminar de vivir ese problema.

Si está atravesando ese tipo de circunstancias debe buscar a Dios, porque para él nada es imposible.

Sólo Él, puede impedir que se siga hundiendo en ese profundo pantano.

Él lo entiende, porque cuando estuvo en la tierra pasó por momentos de depresión, dice la Biblia, que pasó por “todo” lo que nosotros pasamos, por eso nos puede comprender y compadecerse.

Pero cuando nos acercamos a Él, solo un toque de Dios sobre nuestras vidas, es suficiente para sacarnos de la más profunda depresión.

He escuchado muchos testimonios, de personas que no saben de la depresión sólo en teoría, o porque han leído sobre el tema, sino porque ellos mismos vivieron en un profundo pozo de angustia. Pero pudieron salir con la ayuda sobrenatural de Dios. Dios está ahí mismo, junto a usted ahora, entréguele su corazón y su vida. Le aseguro que con su ayuda, usted también podrá salir de la depresión.

Si está pensando en este momento: “No puedo más”. Dios le está contestando: “Yo sí puedo, acércate a mí y saldrás de la depresión” Dios lo hace.

Adquiera el libro completo en formato pdf , para leer en
ADOBE ACROBAT.

Escribanos a: huellaseternas@hotmail.com

Lo recibe por mail una vez que lo  haya abonado  por cualquiera de  nuestros medios seguros.
 




Le enviamos  por  mail EL LINK de pago , la imprime y  abona en  RAPIPAGO - PAGO FACIL - TARJETA DE CRÉDITO

solicite  el link de pago: huellaseternas@hotmail.com




 

 

 

 

 

 

 

 

 



SHOPING VIRTUAL
LIBRERIA VIRTUAL
TECNICO DE PC
CURSO PERFUMES
INMOBILIARIA
REVISTA DIGITAL
APRENDE A FABRICAR
PERFUMES COMO LOS
IMPORTADOS.
EN TU DOMICILIO
RECIBIS EL CURSO
POR MAIL
APRENDE A FABRICAR
JABONES DE TODO
TIPO. CURSO POR LIBRO
ELECTRONICO
LO RECIBIS POR MAIL
LIBRERIA VIRTUAL
EDITAMOS SU LIBRO
ELECTRONICO

=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=
EDITAMOS LIBROS Y REVITAS ELECTRONICAS Y EN PAPEL